Existen cientos de herramientas o CMS para hacer una tienda online, Magento, Os-Commerce, Prestashop, Drupal, Joomla, ePages, WordPress,…

En este artículo intentamos explicar la ventajas e inconvenientes de los principales softwares de ecommerce y los beneficios de diseñar y programar un proyecto totalmente a medida.

¿Qué software utilizar? ¿Merece la pena invertir un poco más en un proyecto a medida? ¿Puedo empezar con herramientas gratuitas como One&One o Arsys? ¿Busco un diseñador web que sepa darle la personalidad que quiero a mi tienda o compro una plantilla que encaje bien con mi idea de negocio?

Tanto Joomla, como Magento, One&One u otras tienen cientos de plantillas prediseñadas donde sólo tenemos que meter el contenido, nuestro logo y las fotos que queramos.  Pero nuestra imagen en Internet no debe renunciar nunca, bajo ninguna circunstancia, a la calidad.

Como ya explicamos anteriormente en el artículo  Cómo diseñar webs para vender más, no se trata de “tengo que estar en Internet como sea y la gente me comprará”. Si no trasmitimos de forma clara nuestra personalidad y la confianza necesaria para realizar una compra difícilmente podremos competir con los cientos de comercios electrónicos que están invirtiendo en hacer muy bien su trabajo.

Hay un ejemplo muy claro, no hay más que darse un paseo por las tiendas de lujo de la calle Serrano, Paseo de Gracia o cualquiera de los principales ejes comerciales de España, sólo entrar en esas tiendas ya dan ganas de comprar (otra cosa es que nos sobre el dinero). Es justo lo contrario que cuando entramos en un todo a cien o vamos al mercadillo. En online pasa lo mismo, productos similares podemos encontrarlos en tiendas muy trabajadas o tiendas de muy baja calidad.

Pero la calidad no es barata, si queremos un proyecto de futuro en Internet necesitamos un proyecto serio. Con una plantilla convencional de ecommerce puede ser que nuestro diseño no destaque lo suficiente, no tenga personalidad o no pueda satisfacer todas las necesidades que tengamos, por lo general tienden a limitarse para ofrecer funcionalidades a toda la comunidad ecomm. Nuestra web debe ofrecer una usabilidad de una manera más singular, más original, para conseguir que nuestra tienda sea única y diferente a la de la competencia.

En un entorno cada vez más competido se trata de diferenciarnos o morir.

Definido el diseño, contenidos y funcionalidades de nuestra tienda online hemos de elegir cómo se va a programar así que repasemos las principales plataformas ecommerce:

Magento: Es uno de los pesos pesados, con su código en PHP basado en Zend Framework. Ofrece versiones de pago con la que tener soporte técnico especializado. Suele utilizarse en tiendas online grandes, con un hosting potente detrás. Muy completo aunque suele dar bastantes dolores de cabeza para configurarlo si no lo trabaja un experto en esa herramienta. Requiere plugins de pago para alcanzar un nivel aceptable de tienda online.

Prestashop: Empezó como la sombra de Magento y actualmente ya se ha colocado como líder del sector con más de 125000 tiendas activas en el mundo. Se suele utilizar en tiendas online pequeñas y bastante más sencillas. Muy modular, pero con alta dependencia de plugins (muchos de pago, también).

OS-Commerce: Fue el pionero del e-Commerce pero con la llegada de Magento ha perdido mucha competitividad.

Joomla: No es un CMS de comercio electrónico es un CMS de páginas web pero para no perder posiciones desarrolló un componente muy trabajado para comercio, el Virtuemart. Existen miles de tiendas creadas con este componente pero sigue teniendo muchas limitaciones a la hora de configurar un proceso de compra sencillo.

WordPress: Al igual que Joomla, permite modificar su aspecto para convertirlo a tienda online pero no debemos olvidar que WordPress es un motor para crear blogs no para crear webs o tiendas online. Las limitaciones son más que considerables.

One&one / Arsys: Son herramientas muy baratas pero te las tienes que hacer tú (y no es tan sencillo como en el anuncio) y el resultado suele ser bastante deficiente. Nada recomendables para un proyecto serio.

Como hemos visto estas herramientas abarcan un amplio abanico de precios y funcionalidades pero todas estas herramientas, incluso las más completas, tienen limitaciones que en una tienda online diseñada y programada a medida no vamos a tener:

Ventajas de una tienda hecha a medida:

–          Solución completa a todas las necesidades de tu negocio online: la imaginación es el límite. Desde mostrar los productos con video, crear un probador virtual, diseñar un configurador de producto, paquetizar productos, vender servicios asociados,… Hay mil opciones para vender más y mejor tus productos  donde tu única opción es hacer  un desarrollo a medida.

–          Modulable: Quizás de salida no necesitemos funcionalidades muy complejas pero si es un proyecto con un mínimo de futuro, a medida que vayamos creciendo surgirán nuevas necesidades que no estaban planteadas. La programación a medida nos permite adaptarnos sin problemas a todo lo que el negocio vaya creciendo.

–          Diferenciación: Sólo con un desarrollo a medida nos aseguramos que nuestra página es única y diferente a toda nuestra competencia.

–          Diseño totalmente personalizado: Puedes crear e incorporar a tu tienda el diseño que desees. Implementar todos los requerimientos y aplicaciones que tu negocio necesite sin tener que “recortar” en ideas porque la solución escogida no te permita desarrollarlo.

–          Administración simplificada: Normalmente los CMS tienen decenas de variaciones para muchos tipos de tienda y todas esas variaciones están en nuestro CMS las utilicemos  o no. En una tienda a medida se programa el administrado con sólo lo que realmente se necesita para el mantenimiento de esa tienda con lo que la simplicidad y el tiempo para administrar y mantener eficientemente la tienda se hace más efectivo.

–         Administración personalizada: Igual que se hace a medida el frontend (la parte de la tienda que se ve) también se diseña y programa a medida el backend o gestor de contenidos. Ahí podemos pedir filtros concretos, resúmenes de pedidos, estadísticas, informes automáticos de ventas,… todo lo que necesitemos para tener un perfecto control del negocio.

–          Libres de exploits “generalizados”: Obviamente, ninguna página web está libre de virus, de spam o de ser hackeada pero los CMS estándar son un imán para los piratas ya que cuando aparece un exploit o vulnerabilidad en una de estas soluciones todas las tiendas online que la utilizan están expuestas al mismo fallo. Puedes leer lo qué ocurrió con Magento el mes de Julio que afecto a muchas versiones (leer) http://www.magentocommerce.com/blog/comments/important-security-update-zend-platform-vulnerability/). Si la tienda online es a medida y no utiliza estas herramientas es más difícil que se creen virus o fallos de seguridad.

–          No necesitas actualizar versiones: Cada vez que surgen vulnerabilidades o fallos de seguridad los CMS estándar lanzan una nueva versión y solicitan a los programadores que actualicen todas sus tiendas online. No suele ser un proceso costoso pero obliga a tener la web al día cuando el software a medida no necesita ningún mantenimiento.

–          Derechos: Si te lo hacen a medida y no se acuerda de forma distinta en el contrato, tanto el diseño como el código fuente es tuyo. Puedes descargarlo, modificarlo, venderlo, llevártelo a otro sitio o reutilizarlo para vender otras cosas. Todo ese código fuente te pertenece.

Existen miles de tiendas hechas con CMS pero la mayoría de las importantes son proyectos a medida, os mostramos algunos ejemplos interesantes que además pueden serviros de inspiración. Si tú conoces más compártelo con nosotros.

Tienda online mostrando el producto con video: www.balneospauniforms.com

Diseño y funcionalidades complejas para configurar una cesta: http://www.doctorveg.es/

Capacidad de subir fotos de los productos en la calle: http://fashionfinder.asos.com/